OV7 / La Onda Vaselina

 

Últimos integrantes: Mariana, Lidia, Érika, M’Balia, Óscar, Ari, Kalimba
Lugar de origen: México, DF
Fundación: 1989

 
por: Redacción
Fuente: esmas.com
 
 
Se apagó la llama de la magia y de experiencias únicas para miles de jóvenes mexicanos con el adiós del grupo OV7, que fue el sábado 14 de junio en la plancha del Zócalo capitalino, luego de 14 años de existencia.

OV7 tuvo sus inicios por ahí de 1989, pero no como tal, sino como un grupo infantil llamado Onda Vaselina. Entonces, Ari, Óscar, Mariana, Érika, Daniel, M’Balia, Luis, Rodrigo, Ana y Ariadna comenzaron a escribir la historia de este singular grupo, que hoy es considerado el mejor del pop mexicano.

Corría 1989, Julissa fue la iniciadora de esta agrupación. La idea de la actriz y productora era reunir a un grupo de niños que cantaran y bailaran éxitos de los 60. Fue así como luego de una larga audición encontró a este grupo de talentosos niños, los cuáles eran el estándar de una nueva generación con su disco La Onda Vaselina, donde se incluyen los éxitos “Qué buen reventón”, “Qué triste es el primer adiós” y “Grandes bolas de fuego”.

Para el año 1990 sacaron un segundo disco, se trataba de un maxisingle llamado Susanita tiene un ratón, que incluía tres canciones nuevas y era un especial de Navidad. Y para el segundo álbum del grupo se unió Lidia: La Onda Vaselina 2 continuaba con el éxito y con la misma fórmula. De este disco se desprenden “Calendario de amor”, “El oso corredor” y “El rock es el rey”.

Estamos en 1992, y sale su tercer material, con éxitos como “México, a bailar”, “Dulces para ti”, “Luna azul” y “El juego del amor”. En 1994 el grupo dio el primer paso al cambio, pues dejaron atrás los ritmos del rocanrol y se unieron a la moda por la quebradita, la música banda y la tejana, con el disco La banda rock.

Dos años después, en 1996, el pop estaba cobrando fuerza y ellos querían algo más vanguardista. De ahí nació el disco Hoy, con un grupo diferente, ya que sólo estaban los integrantes mayores del grupo, es decir, Lidia, Óscar, Mariana, Érika, Ari y M'Balia, y el regreso de Daniel. Desgraciadamente, no fue lo que esperaban, la gente no aceptó el cambio, la disquera no los apoyó y todo parecía esfumarse. La Onda Vaselina estaba a punto de desaparecer.

Después de un intento fallido, el grupo regresa con nuevos bríos en 1997, cuando lanza al mercado el disco Entrega total, y con su primera canción, “Mírame a los ojos”, el grupo recuperó el lugar que había perdido, alcanzando los primeros lugares de popularidad. De aquí nacieron los primeros grandes éxitos, como “Un pie tras otro pie” y “Te quiero tanto”.

Y es entonces cuando el grupo formado por Ari, Mariana, Érika, Lidia, Óscar, M’Balia y Daniel logra el éxito que habían deseado y que, a la postre, continuaría con el disco Vuela más alto (1998). En 1999 el grupo cumplió 10 años, y lo celebró con conciertos en el Auditorio Nacional, al cual sacudieron con canciones como “Vuela más alto”, “No es obsesión” o “Caleidoscópico”.

UN CAMBIO DE 180 GRADOS

Después de una década con la tutela de su manager, Julissa, el grupo decide abandonarla debido a que tenían distintas perspectivas del rumbo que debían tomar, y es entonces cuando "empiezan a volar con sus propias alas". Pero Daniel no continúa: ellos querían seguir siendo siete, y M'Balia llama de nuevo a su hermano, Kalimba, quien por su talento podría quedarse nuevamente y no le sería difícil integrarse, pero con el nombre que nadie esperaba: OV7.

Fue entonces que sacaron el material llamado CD00 (2000), donde interpretaban éxitos como “Enloquéceme”, “Shabadabada” y “Más que amor”, entre otros. La gente quedó impactada con el trabajo, y a la semana siguiente ganaron el Disco de Oro, pues vendieron 100,000 ejemplares en sus primeros días.

Para 2001 el éxito continuó, y a mediados de este año sale su segundo disco, OV7 en directo/Rush, que es el disco en vivo con las canciones de la gira. Pero su próxima producción, que salió en octubre de ese año, fue la discreta 7 latidos, en la cual la canción “Love colada” fue un éxito, y qué decir del video, uno de los más importantes por su impresionante tecnología.

En 2003 el grupo anuncia su desintegración y lanza el recopilatorio Punto, porque creen que el ciclo terminó y que vendrán cosas mejores para ellos por separado, sobre todo para Kalimba, a quien su disquera apoyará en forma decisiva. Hemos llegado así a La gira del adiós, un espectáculo energizante, multicolor y más explosivo que nunca.

El trabajo de los chicos de OV7 se ha caracterizado por su calidad, originalidad y profesionalismo. Los integrantes atribuyen el éxito a su espontaneidad, frescura y las ganas de jugar y divertirse como niños delante del público. Onda Vaselina-OV7 es, será y fue para muchos el mejor grupo. Su trayectoria está plagada de éxitos, reconocimientos y discos de excelente factura. De aquí, hasta que dentro de unos años, nunca se sabe, haya un reencuentro para revivir la nostalgia.

 
 
g