Tentación a la vista

 
 
 
por: Gabriela Casavantes
Fuente: Agencias
 

La lencería nació para modelar el cuerpo femenino sin ser vista, pero hoy es un arma de seducción que se exhibe sin complejos

 

Da clic aquí y checa las propuestas de lencería 2009

La ropa interior femenina ha dejado de ser sólo práctica, ahora se viste por placer más que por necesidad. Las prendas íntimas hoy en día cumplen con los requisitos que las mujeres demandamos: realzar la figura, embellecer la anatomía y ser prendas cómodas, alegres, sofisticadas, seductoras y atrevidas.

Las últimas creaciones: románticas

Esta segunda piel femenina nunca había tenido tantas posibilidades:

Modelos: Visten con delicado romanticismo a la mujer. Vienen adornados con ingenuos bordados, brocados, blondas, encajes o cristales.

Tejidos: Los más sexy vienen con transparencias como encajes, tules, sedas. Los favoritos siguen siendo de algodón, lycra, seda, raso y lino natural, pero bañados de color.

Estampados: Vienen muy variados, teñidos de flores, con estampados felinos, en algunos casos llevan mensajes sensuales e incluso lujuriosos.

Colores: Sigue predominando la pureza del blanco y la seducción del negro, pero si eres de las más atrevidas opta por tonos ácidos como amarillos, verdes, fucsias y hasta dorados y plateados. También están muy presentes el provocativo rojo, el sutil palo de rosa, el misterioso azul noche, el favorecedor turquesa, el tierno vainilla y el delicado beige.

Formas: Han evolucionado desde que en los ‘90 el Wonderbra realzó las formas femeninas, alivió complejos y evitó muchas operaciones quirúrgicas. La corsetería ha incorporado a sus modelos almohadillas de espuma o silicón líquido. También han surgido prendas "invisibles" sin costuras que se noten con la ropa.

¿Haces alguna actividad física, pero quieres disfrutar de la máxima comodidad sin dejar de sentirte sexy y femenina? Expresa lo mejor de tu cuerpo con un modelo deportivo de brassiere y tanga que te ofrecen sexy comodidad. El bra te da el confort de un brassiere deportivo, con un diseño femenino que realza tu busto con su push-up único, y la tanga te brinda excelente libertad de movimiento.

La tanga: mínima expresión

Durante muchos años esta minúscula prenda estuvo oculta, hasta que las brasileñas la pusieron de moda en sus playas. Actualmente es la última revolución en lencería y ha causado furor entre las mujeres.

Además de ser cómoda e invisible bajo la ropa ajustada, esta prenda mínima y sexy también te añade gran erotismo y es un fetiche para los hombres. Por eso ha dejado de ser ropa interior para ser mostrada como otra prenda más.

Las medias: sensualidad trasparente

Son otra prenda seductora indispensable. Las más in se llevan con liguero o se ajustan al muslo con bandas de silicón. Esta temporada llegan repletas de estampados llamativos y mucho color.

Lencería de estrellas

Tal es éxito de la ropa interior, que modelos, actrices y cantantes han entrado al negocio de la lencería: Elle Macpherson con su firma de brassieres y panties “Intimates”, Christy Turlington con su línea deportiva “Nuala”, Kylie Minogue con sus atrevidos diseños de seda y encaje “Love Kylie” o Thalía con la ropa íntima de su mismo nombre.

 
 
 
Sofisticados y muy sexys diseños en negro y rojo para estimular la vista.
Sofisticados y muy sexys diseños en negro y rojo para estimular la vista.
Foto: Cortesía
Fotogalería Videos