Dietas bajas en carbohidratos

 
 
 
por: Gabriela Casavantes
Fuente: Cortesía
 

¿Has decidido bajar de peso y evitas el pan o las pastas por la idea de que te engordan? Descubre cuáles son sus beneficios y disfruta

 

¿Los carbohidratos engordan?

Seguramente en alguna ocasión has decidido bajar de peso e inmediatamente eliminas alimentos como el pan, la tortilla, la pasta, el arroz o la papa, debido al mito que existe de que los alimentos que contienen carbohidratos engordan. ¿Qué tan cierto es esto?

Desde hace décadas se ha pensado que las dietas bajas en carbohidratos te hacen perder peso rápidamente. Algunos ejemplos de estas dietas son la Dieta de Atkins con el famoso libro "New Diet Revolution", que ha influido tanto en los obsesionados por bajar de peso como en los profesionales de la salud.

Sin embargo, la realidad es que los carbohidratos son la principal fuente de energía que puedes darle a tu organismo. Por eso hacerle caso al mito de que los carbohidratos engordan te produce fatiga, disminución del rendimiento y alteraciones en el cerebro, ocasionándote confusión, mareos y hasta la pérdida del conocimiento.

No estás quemando grasa

Las dietas bajas en carbohidratos pueden funcionar porque son bajas en calorías (no mayores a 1,200 calorías). Si una persona gasta al día alrededor de 2,000 calorías y sigue una de estas dietas, tendrá un déficit de 800 calorías diarias que se traducirá en una pérdida de peso.

Pero como los carbohidratos son la principal fuente de energía y algunos tejidos sólo utilizan carbohidratos como fuente de energía, con una dieta sin carbohidratos tu organismo gastará las proteínas del músculo y eliminará por la orina el metabolismo de estas proteínas, ocasionándote una pérdida de peso sólo debido a la pérdida de músculo y de líquido.

Por lo tanto, las dietas bajas en carbohidratos ocasionan una rápida pérdida de peso a partir de músculo y agua, y sólo una pequeña proporción de grasa. Si el organismo no recibe su combustible que son los carbohidratos, casi no quemará grasa. Puedes perder grasa en mayor cantidad con una dieta equilibrada que no elimine los carbohidratos, que son indispensables para tu salud.

Te estás "desgastando"

Lourdes Mayol, asesora científica del Instituto Gatorade de Ciencias del Deporte, asegura que la falta de carbohidratos afecta tu rendimiento: “Nuestras reservas de carbohidratos en el organismo son muy limitadas, se agotan muy fácilmente después de hacer ejercicio o después de no consumirlos. Algunos órganos como el cerebro sólo utilizan los carbohidratos como fuente de energía, por lo tanto la falta de carbohidratos ocasiona fatiga, confusión, pérdida de memoria, mareos, irritabilidad o incluso pérdida del conocimiento”.

Para las mujeres que hacen ejercicio, “la falta de carbohidratos limita su capacidad de hacer ejercicio y no pueden tener avances en su entrenamiento, además de que también se ven afectadas por la deshidratación que crean estas dietas, llegando a poner en riesgo su salud”, afirma Mayol.

Lo más importante para bajar de peso es perder grasa corporal y no desgaste muscular y deshidratación, que son componentes vitales para tu cuerpo. Para logarlo, es necesario que sigas una dieta baja en calorías, pero que no elimine los carbohidratos, porque esto puede afectar tu salud. Es importante que vayas con un especialista en nutrición para que te recomiende la mejor dieta de acuerdo a tus propias necesidades personales.

Otros inconvenientes

La falta de fibra en tu alimentación te ocasiona problemas de estreñimiento y una mayor acumulación de toxinas y desechos metabólicos.

Las dietas bajas en carbohidratos también pueden provocarte mal aliento porque los alimentos bajos en carbohidratos producen más sulfuro en la superficie de la lengua y por lo tanto provocan mal olor.

 

 
 
 
La falta de fibra te ocasiona estreñimiento y una mayor acumulación de toxinas.
La falta de fibra te ocasiona estreñimiento y una mayor acumulación de toxinas.
Foto: AP
Fotogalería Videos