¿Te gusta ver a Edith González como protagonista?
¿Conoces el problema de la tala clandestina en México?
Sinopsis
por: Redacción
Fuente: esmas.com

Conoce la historia de la familia Santibañez. Vive el triángulo amoroso entre Carlos, Marisa y César, además sé testigo de la maldad de Piedad

Marisa Santibáñez, a los ocho años de edad, sufre un gran trauma, cuando tratando de huir en un jeep de un incendio forestal en el rancho de las Cúspides (ubicado en una rica zona boscosa), con su padre Aarón, y sus hermanas cuatas, Lucrecia y Aída de un año de edad. Un gran árbol cae sobre el jeep, Marisa logra sacar a Aída y cuando regresa por Lucrecia el auto explota con la niña y don Aarón. Todo esto es el pasado.

Ya en tiempo más reciente año 2000, Marisa ya es una muchacha muy bella y alegre que está a punto de casarse con su novio César, un joven guapísimo rico y educado, ya en la Iglesia a punto de jurar su amor, aparece María Eugenia, una chava que esta embarazada de César. Naturalmente la boda no se realiza, y Marisa a partir de este momento se hará inflexible, autoritaria y muy dura, se hará 'una mujer de madera'.

Al inicio de la telenovela Marisa viaja con su tía Piedad, hermana de su mamá (la mamá de Marisa murió poco después del incendio por la pérdida de su esposo y una de sus bebés). Marisa y Piedad viajan al rancho Las Cúspides para solucionar un conflicto de invasión de tierras del rancho. Ahí conoceremos a Efraín el administrador del rancho, un hombre rudo y atractivo. Cuando llegan Marisa y Piedad al rancho, sabremos que Efraín siente una gran atracción por Marisa y que tiene una complicidad con Piedad. Esta alianza consiste en que a espaldas de Marisa, que es la dueña del rancho, ellos talan los bosques clandestinamente.

Por otro lado en la casa de las Santibáñez (Marisa, Piedad y Aída) ésta última es chava muy ingenua y tímida que se enamora de Carlos, hijo de Celia cocinera de la casa y mujer de mucha confianza. Carlos es un biólogo y está haciendo una maestría en ecología. El grupo ecologista para el que trabaja lo manda a investigar al rancho de Las Cúspides, ahí Carlos conoce a Marisa y se da el flechazo. Esto más tarde provoca la rivalidad entre las hermanas Marisa y Aída.

Por su lado, César vive con su esposa María Eugenia y su pequeña hija Antonia. César no es feliz pues sigue enamorado de Marisa y para olvidar bebe demasiado.

Uno de los grandes misterios de la historia es que don Aarón y Lucrecia, padre y hermana de Marisa no están muertos. En la expulsión del jeep salieron expulsados y a don Aarón lo rescató mal herido una obscura mujer que siempre lo quiso. Don Aarón tiene una especie de demencia amnésica, y nadie sabe que está vivo. Pero es sus momentos de lucidez quiere buscar a sus hijas.

A Lucrecia la rescató Cruz y su mujer, un matrimonio que no podía tener hijos, el es el curandero del lugar. Lucrecia tiene una horrible cicatriz en el rostro y es al contrario de su cuata Aída, audaz, decidida y muy amargada por su defecto; ella sospecha que tiene otro origen y todo el tiempo investiga, mientras a sus novios-amantes los embruja con hierbas y hechizos.

Muy pronto Lucrecia logrará confirmar que es una Santibáñez. Marisa tratará de conquistar a Carlos, supuestamente para vengar a Aída, pero realmente le gusta Carlos. Por su parte, Piedad contrata a un actor parecido a don Aarón, para tratar de enloquecer a Marisa y quedarse con la fortuna de César, al que ama en silencio.

César, está muy alcoholizado, María Eugenia y su hija deciden abandonarlo, pero en su huída chocan y María Eugenia muere, la niña sobrevive pero queda paralítica. César vuelve a buscar a Marisa (a quien decepcionó en el altar), pero ella sin quererlo ya se enamoró de Carlos.


Marisa y César buscarán rescatar su amor. Foto: esmas.com

IMPRIMIR GUARDAR
ENVÍA ESTA NOTA A UN AMIGO
... y obtén información exclusiva,
promociones y descuentos GRATIS
Ingresa tu mail aquí:
-->