Hugo Chávez Frías, presidente de Venezuela
  Nació el 28 de julio de 1954 en Sabaneta, estado de Barinas, Venezuela
El 3 de febrero de 1992 protagonizó una intentona golpista
En enero del 2007 jura para un tercer mandato presidencial
Vea las imágenes de Hugo Chávez


  Chávez asumió el poder, por primera vez, el 2 de febrero de 1999
  Acumula una cadena de triunfos electorales desde que obtuvo la Presidencia
  El 11 de abril de 2002, un grupo de generales lo sacó del poder durante 48 horas
  En agosto de 2004, se impuso con 60% de votos en un referendo revocatorio
  El 3 de diciembre del 2006 fue reelegido, con una amplia mayoría.


  In the Shadow of the Liberator: The Impact of Hugo Chavez on Venezuela

HERRAMIENTAS


IMPRIMIR GUARDAR


ENVIA ESTA NOTA A UN AMIGO




Hugo Chávez, presidente de Venezuela desde 1999, inició el miércoles 10 de enero del 2007 un nuevo mandato con la declarada voluntad de poner rumbo al socialismo tras ocho años de gobierno en los que edificó un escenario a su medida con su particular visión del mundo.

Reelegido el 3 de diciembre del 2006 con una amplia mayoría, el jefe del Estado venezolano que juró por tercera vez el cargo dice que, al votarle, el electorado optó por el proceso revolucionario que él propone, y hacia este futuro se dirige el país.

En el nombre de la revolución socialista y a la luz de la antorcha del Libertador Simón Bolívar, Chávez, de 52 años, pretende concretar en este mandato de seis años su visión del "socialismo del siglo XXI" tal y como lo anunció en su campaña electoral.

El 9 de enero del 2007, al presentar al nuevo gobierno, el presidente protagonizó el tipo de evento con el que acostumbra a sorprender.

En un largo discurso, Chávez combinó la emoción, al despedir a su fiel compañero José Vicente Rangel, que deja la vicepresidencia, la polémica, al arremeter contra el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), José Miguel Insulza, y el anuncio inesperado al proclamar nacionalizaciones.

El jefe de Estado, quien ganó los comicios 3 de diciembre del 2006 con 62.84 por ciento de los votos, solicitó poderes especiales al Congreso -conformado sólo por oficialistas- para sentar las bases que conviertan al socialismo a Venezuela.

Chávez anunció también una reforma constitucional, en la cual los analistas dan por hecho que habrá una modificación que le permita al mandatario reelegirse en forma indefinida.

Controvertido, impredecible y con una indiscutible presencia mediática, que reconocen hasta sus adversarios, Chávez suscita admiración o rechazo, en el país y más allá de las fronteras, donde siembra controversia cuando, en su opinión, la situación lo merece.

Así, llama "diablo" al presidente de Estados Unidos, George W. Bush, desde la tribuna de la ONU, o se pelea con otros líderes latinoamericanos, como Alan García cuando, en su opinión, le atacan.

Con la misma contundencia, expresa su amistad y cercanía con quienes llama compañeros, entre ellos Fidel Castro, Evo Morales o Luiz Inácio Lula da Silva.

El discurso antineoliberal de Chávez le ha permitido consolidarse como uno de los líderes favoritos de la izquierda radical latinoamericana, a la vez que la derecha y hasta los progresistas moderados lo consideran un populista y demagogo.

El presidente, quien ha denunciado supuestos intentos de magnicidio en su contra lo mismo de opositores venezolanos que de Estados Unidos, mantiene dividida a Venezuela entre quienes lo apoyan en forma incondicional y quienes lo consideran "un tirano".

Nacido el 28 de julio de 1954 en Sabaneta, localidad cercana a los Andes venezolanos, Hugo Rafael Chávez Frías fue el segundo de los siete hijos de un maestro rural, y se crió, junto con su hermano Adán, hoy ministro de Educación, en el hogar de su abuela.

Sus biógrafos dicen que tuvo una infancia feliz y que desde muy joven se le conoció una gran afición: el béisbol.

En busca de su sueño, Chávez partió a Caracas e ingresó en 1971 en la Academia Militar para jugar béisbol con el equipo del centro. Cuatro años después se graduó como subteniente, tras licenciarse en Ciencias y Artes Militares en la rama de Ingeniería.

Se casó con Nancy Colmenares, con la que tuvo tres hijos. Más tarde, divorciado, contrajo un segundo matrimonio con la locutora María Isabel Rodríguez, de la que tiene una hija, y de la que está ahora separado.

Según ha contado, en sus años en el Ejército tomó conciencia de corrupciones y otros abusos, y en diciembre de 1982, junto con otros dos capitanes, juró luchar para implantar sus ideales bolivarianos.

Años después, el 4 de febrero de 1992, Chávez, entonces teniente coronel, encabezó una fallida intentona golpista contra el presidente Carlos Andrés Pérez (1974/79-1989/93).

Fracasado el golpe, Chávez hizo unas declaraciones en televisión: asumió la responsabilidad de lo ocurrido y pidió a los que se habían sublevado deponer la acción que daba por concluida "por ahora".

Estas palabras convirtieron al militar desconocido en un personaje popular, que tras dos años de cárcel abandonó el Ejército a cambio de su libertad e inició la lucha política con el apoyo de las minorías de izquierda.

Encarcelado y sometido a juicio, recibió un perdón en 1994 del mandatario Rafael Caldera y desde entonces inició lo que llamó una "peregrinación por el desierto" en busca del respaldo popular para llegar al presidencial Palacio de Miraflores.

Al recobrar la libertad, el teniente coronel retirado emergió como una carismática figura y como una alternativa viable ante el hastío que provocaba en el país la cuestionada clase política tradicional.

El ex golpista fundó el Movimiento Quinta República (MVR) y en los comicios del 6 de diciembre de 1998 obtuvo 56.2 por ciento de los votos válidos para llegar al Ejecutivo.

Chávez asumió el poder el 2 de febrero de 1999 y juró sobre una "moribunda Constitución" que impulsaría "las transformaciones democráticas necesarias para que la República nueva tenga una Carta Magna adecuada a los nuevos tiempos".

Tenía entonces 44 años y se convirtió en el presidente más joven de la historia del país.

Chávez acumula una sorprendente cadena de triunfos electorales desde que obtuvo la Presidencia de Venezuela en diciembre de 1998, cuando supo capitalizar en torno a su candidatura el hartazgo de la ciudadanía por los desprestigiados partidos tradicionales.

En sus casi ocho años de gobierno, él o el "chavismo", su sello particular, ganaron todas las citas electorales, entre las cuales tres referendos, dos legislativas y las presidenciales de 2000, necesarias para legitimar los poderes públicos según la nueva Constitución, de diciembre de 1999.

Pero al mismo tiempo se sucedían las huelgas generales, y el 11 de abril de 2002, un grupo de generales lo sacó del poder durante 48 horas, luego que una marcha opositora fuera disuelta a balazos en los alrededores del presidencial Palacio de Miraflores, en el centro de Caracas, con saldo de varios muertos.

Los golpistas instalaron un gobierno de facto presidido por el líder de la patronal, Pedro Carmona.

El 14 de abril, Chávez volvió a Miraflores apoyado por militares leales y miles de seguidores que se lanzaron a las calles.

Acto seguido y vestido de civil, retomó la jefatura del país, pronunció un discurso inesperadamente mesurado y conciliador. A partir de entonces, las manifestaciones a favor y en contra de Chávez no han dejado de tener lugar en Venezuela.

Reinstalado en la Presidencia de Venezuela por militares que se dijeron respetuosos de la Constitución, el gobernante sorteó con éxito dos años después un nuevo escollo en su gobierno, cuando la oposición impulsó la convocatoria a un referendo revocatorio.

En agosto de 2004, el gobernante se impuso con 60 por ciento de votos en una consulta ciudadana promovida por la opositora Coordinadora Democrática (CD).

La CD, integrada por dirigentes de los partidos Acción Democrática y Copei, que dominaron la escena política en los últimos 50 años del Siglo XX, y otros 18 partidos y 20 organizaciones políticas, denunció un fraude electoral, que dejó sin probar.

Inmediatamente después de la publicación de los resultados hubo demostraciones anti-chavistas; los opositores consideraban que los resultados eran inaceptables. Sin embargo para todos los observadores internacionales el proceso fue transparente, inclusive Jimmy Carter lo calificó de "ejemplo democrático".

A finales de 2002 y principios de 2003 sorteó un paro nacional impulsado por la Confederación de Trabajadores de Venezuela (CTV) y gerentes y trabajadores del monopolio estatal Petróleos de Venezuela (Pdvsa), al final del cual despidió a unos 20 mil de ellos.

Chávez no tiene, por razones de seguridad, una agenda pública y sus viajes han dejado de ser anunciados, salvo cuando lo hace él mismo, habitualmente en su programa televisado "Aló Presidente", tribuna desde la que, todos los domingos, vestido de rojo, conversa en directo durante horas con los fieles "chavistas”.


... y obtén información exclusiva,
promociones y descuentos GRATIS

Ingresa tu mail