Da Vinci… ¿El Músico?



por: Eric Tamayo
Fuente: Noticieros Televisa




En el Colegio de San Ildefonso se presenta ‘Da Vinci Unplugged’, donde se expone la faceta de música de Leonardo da Vinci



Aumentar tamaño Disminuir Tamaño Tamaño normal
CIUDAD DE MÉXICO, México, sep. 29, 2006.- La obra del italiano Leonardo da Vinci es una de las más estudiadas de la historia de la humanidad. Al genio nacido en la ciudad de Vinci se le conocen sus facetas como matemático, arquitecto, pintor, filósofo, astrónomo, constructor de máquinas de guerra e ingeniero.

Sin embargo, la inventiva de Da Vinci abarcó también campos como el de la música, en el que realizó el diseño de varios instrumentos musicales, instrumentos que se muestran en la exposición ‘Da Vinci Unplugged’, en el Antiguo Colegio de San Ildefonso.

Los instrumentos que se muestran en seis salas del museo fueron construidos con base en planos encontrados en los Códices Madrid I (1492-1497) y II (1503-1505).

Dichos códices fueron descubiertos en 1965 en el Departamento de Manuscritos Raros y Preciosos de la Biblioteca Nacional de Madrid. En el primero se encuentran los textos y croquis de mecanismos aplicados como relojes, molinos, prensas, telares e ingenios hidráulicos, así como mecánica teórica de los movimientos producidos por el peso, la fuerza, el choque y algunas notas sobre la resistencia de diversos materiales.

El segundo contiene los mecanismos e instrumentos musicales más sofisticados, está repleto de estudios sobre física acústica y teorías musicales sobre el origen, dispersión y refracción del sonido.

En entrevista, la coordinadora de Desarrollo Institucional del Museo de San Ildefonso, Magaly Cruces, explicó que los instrumentos fueron creados al término de la investigación que emprendió Alfredo Melgar Conde de Villamonte, Premio Nacional del Ministerio de Cultura Español en el 2001, y Carlo Pedretti, director del Departamento de Manuscritos Leonardinos de la Universidad de California, quien es considerado una autoridad mundial sobre manuscritos de Leonardo Da Vinci.

Al revisar diversos códices de Leonardo Da Vinci, Alfredo Melgar se dio cuenta que existían bocetos referentes a instrumentos musicales y se cuestionó la razón del por qué no se conocía esta parte de los estudios de Da Vinci acerca de la música. Por lo tanto, el Conde de Villamonte recurrió al consejo de Carlo Pedretti quien confirmó esto y comenzaron una investigación que duró aproximadamente ocho años.

Los investigadores se apoyaron en destacados lauderos (luthiers, en francés), especialistas en aparatos musicales renacentistas, Joaquín Lois, Akio Obuchi, Luciano Pérez, Simone Vignato, entre otros, para materializar los diseños de Leonardo como el órgano de papel construido por primera vez por Joaquín Saura.

La investigación concluyó con la exposición “Da Vinci Unplugged”, donde se muestran los 20 instrumentos construidos por los lauderos: timbal construido a tres baquetas, tambor de tiras de piel afinadas, carraca de tubos en secuencia, timbal con tornillo regulador, carraca mecánica de lengüetas, tambor de tres pies consonates, carraca con puerta corredera, tambor con mecanismo de tijera, vasija con baqueta mecánica, tambor con puerta corredera, gaita con fuelle continuo, zambomba de crines con manga, carraca con manga, tambor carraca, tambor flauta, flauta glissando, órgano de tubos de papel, viola organista, trompa y la lira de plata. Además de diversos instrumentos modernos que ejemplifican los aportes musicales de Leonardo.

Sin embargo, la coordinadora Magaly Cruces señaló que los instrumentos que conforman la muestra no datan materialmente del Renacimiento, pues éstos fueron construidos hasta la actualidad. “Tenemos instrumentos que fueron creados a partir del año 2000, es importante mencionar que son fieles a los dibujos de Leonardo a excepción de la Lira de plata, de la que no hay ningún boceto, ésta se creó con base en las investigaciones, en lo que se menciona en crónicas de la época. En la exposición van a ver cada instrumento junto a un dibujo y la explicación del códice al que pertenece”, dijo la funcionaria del Museo.

Cabe acotar que Da Vinci sólo proyectó aparatos musicales tanto de percusión, de viento, y tres de ellos de cámara. Algunos de los instrumentos ya existían pero el genio buscó la forma de perfeccionarlos con el fin de hacerlos más accesibles a la sociedad.

Un ejemplo de ello, en su época, fue que las procesiones de la realeza eran muy comunes y se llevaban a cabo entre las llamadas marchas, que eran piezas rítmicas con base en diversos instrumentos de percusión, los músicos tenían que realizar ritmos como los redobles, musicalmente los redobles se logran dando 32 golpes al tambor en un compás de cuatro tiempos, lo redobles eran de un grado alto de complejidad, lo que Leonardo hizo fue ponerle a un tambor tres baquetas que se accionaban por medio de un brazo mecánico, éste lograba intercalar el golpe de cada baqueta por medio de tornillos colocados en secuencia para que cuando se girará el brazo mecánico tocarán mecánicamente las baquetas dependiendo la velocidad que el usuario quisiera, así, fácilmente y sin tener tanta técnica el usuario podía hacer redobles.

“Con la incursión de Leonardo en la música de su época, queda claro que era un artista preocupado por facilitarle la vida al hombre del renacimiento, aunque hoy en día continuemos utilizando sus aportaciones como muestra de su actualidad. Por eso la idea de Alfredo Melgar, quien también es curador de la exposición, es no dejar a Da Vinci en la época del Renacimiento sino contextualizarlo a la actualidad”, consideró la coordinadora de Desarrollo Institucional del Museo. Sin embargo hasta el momento no se cuenta con información que permita afirmar que, el genio renacentista compuso piezas musicales, pues en sus obras estima que “la música es la más sublime de las artes, y cuando se emite una nota, ésta se pierde en el espacio y si se escribe se encierra”, comentó Magaly Cruces.

Las facetas que se muestran de Da Vinci en la música son tres, la de interprete, pues se sabe que tocaba instrumentos musicales como la lira y el laúd; la de innovador, por todas las modificaciones que realizó para mecanizar los aparatos de música; y la de técnico de sonidos, ya que en el contenido del Códice de Madrid II expone sus teorías acerca del origen y el comportamiento del sonido, dichas ideas fueron resultado de distintos experimentos con agua y contenedores metálicos, y por lo tanto, también se encuentran en la exposición para ejemplificar las teorías del sonido.

De esta manera, además de apreciar otra de las cualidades artísticas de Leonardo da Vinci, la exposición también pretende mostrar al genio italiano con un carácter más humano.

“Se decía que era una persona muy agradable, un gran conversador, un artista que mientras pintaba un cuadro tenía un grupo de músicos amenizando el momento, y en ocasiones hacia acertijos para que sus presentes no se aburrieran”, comentó la coordinadora del Museo de San Ildefonso.

Para apoyar ese objetivo, la coordinación museográfica de la exposición dispuso de secciones interactivas, un video reflexivo llamado ‘Homodigitalis’, e incluso, en un sentido lúdico demostraciones de los instrumentos y experimentos del artista.

México es el primer país en el que se presenta la muestra, luego de estar en el auditorio de Tenerife, en las Islas Canarias.

La exposición ‘Da Vinci Unplugged’ se abrió el 12 de septiembre y permanecerá en México hasta el 28 de enero de 2007 en el Antiguo Colegio de San Ildefonso, ubicado en Justo Sierra número 16, colonia Centro. Posteriormente viajará a distintas ciudades del mundo para regresar a las Islas Canarias, donde se pretende sea exhibida de manera permanente.



... y obtén información exclusiva,
promociones y descuentos GRATIS

Ingresa tu mail