Cisticercosis

 
 
 
por: Redacción
Fuente: esmas.com
 

Los huevecillos de la tenia ocasionan cisticercosis, enfermedad que afecta al cerebro y otros órganos vitales

 
La cisticercosis es una enfermedad infecciosas ocasionadas por los huevecillos de un parásito llamado Tenia Solium, que a su vez produce una enfermedad conocida como teniasis.

Aunque las dos son enfermedades que tienen mayor incidencia en zonas rurales, la falta de higiene y mala preparación en alimentos, principalmente de la carne de cerdo y en menor grado por hortalizas, verduras y frutas, la hacen una enfermedad frecuente en cualquier zona y puede atacar a cualquier persona con diferentes niveles de gravedad y hasta la muerte. El contagio también puede darse por introducir los dedos sucios en la boca después de defecar o por agua contaminada con excremento humano.

La tenia o solitaria, es una lombriz plana de tamaño variable, que se aloja en el intestino humano ocasiona una teniasis. La lombriz que es un parásito consume los nutrimentos que la persona debería aprovechar, lo que puede llevar a una desnutrición. En ocasiones parte de esta lombriz llega a expulsarse al defecar, pero vuelve a crecer, llegando a alcanzar longitudes impresionantes.

El problema más grave es que sus huevecillos, se alojan en el estómago e intestino para posteriormente incorporarse por medio del torrente sanguíneo a otros órganos en donde ocasionan daños severos. Los huevecillos de la tenia desarrollados dentro del cuerpo o ingeridos directamente de carne de res o cerdo cuyos alimentos estaban contaminados con excremento o los que contienen frutas, verduras y hortalizas regadas con aguas negras, son los que ocasionan la peligrosa cisticercosis.

Los cisticercos, o huevecillos de la tenia, suelen alojarse y afectar al cerebro y la médula espinal (neurocisticercosis), ojos, hígado, músculos y tejido celular subcutáneo, es decir bajo la piel. Los daños más graves son obviamente en el cerebro..

El contagio se produce cuando una persona que es portadora de la Tenia, no utiliza las normas de higiene adecuadas, no se lava las manos después de defecar y contamina con sus manos los alimentos que prepara. También se contaminan los alimentos con aguas negras o cuando los animales como el cerdo o las reses ingieren excremento humano.

Los cisticercos, forman quistes que varían de tamaño en el cerebro, puede haber solamente uno o decenas de ellos. Se ubican en los surcos de la corteza cerebral, cisternas, sustancia blanca y ventrículos cerebrales y la forma de adoptan tiene que ver también con el daño que provocan. Pueden ser dos formas de agrupación racemosos o celulosos.
- Los racemosos, tienen forma irregula y no tienen cabeza con garfios y ventosas, se desarrollan en los ventrículos cerebrales o se extienden en el espacio subaracnoideo cortical.
- Los celulosos son esféricos y tienen su cabeza y grarfios y ventosas bien formadas, pueden presentarse vivos o muertos calcificado.

IMPORTANTE El contenido de esta nota es informativo y no suple el diagnóstico médico, por lo que no nos hacemos responsables sobre su uso.

 
 
 
Los huevecillos de la tenia o solitaria son causantes de la cisticercosis.
Los huevecillos de la tenia o solitaria son causantes de la cisticercosis.
Foto: esmas.com
Fotogalería Videos