Impétigo

 
 
 
por: Redacción
Fuente: esmas.com
 

Enfermedad que afecta la piel, es causada por bacterias y es muy contagiosa

 
También es conocida como piodermia y es una enfermedad de la piel, infecciosa y muy contagiosa que es causada por diversos tipos de bacterias, del grupo de los estreptococos o de los estafilococos. Estas bacterias comúnmente habitan en la piel y en la nariz, pero cuando se producen heridas pequeñas penetran provocando una infección.

Las áreas infectadas adquieren formas diferentes como enrojecimiento, hinchazón, ampollas llenas de pus que cuando se revientan, el líquido se seca para formar una costra de color miel.

Afecta principalmente a los niños menores de 2 a 6 años y su incidencia es mayor en los meses de verano y principios de otoño. Es altamente contagiosa ya que se transmite fácilmente a otras áreas de la piel, que están sanas, ya sea de la misma persona o de otra, que por lo regular tengan mala higiene o alguna lesión por la que penetre la bacteria.

El contagio se puede dar cuando alguna lesión de la persona, entra en contacto con el moco o saliva de una persona que es portadora de las bacterias, algunas de ellas son causantes de infecciones respiratorias y de la garganta. La enfermedad empieza entre 5 y 7 días después de que realiza el contagio.

Con frecuencia comienza con una úlcera cerca de la nariz o de la boca que se extiende en forma de salpullido con ampollas de color miel, que contiene agua o pus y que al reventarse dejan una costra de color amarillento o marrón. También puede manifestarse en forma de pequeños “granos” hinchados y enrojecidos, o como ampollas llenas de pus.

Hay dos tipos de impétigo:
- El impétigo vulgar o contagioso, que es ocasionado por el estreptococo pyogenes.
- El impétigo ampollar o bulloso ocasionado por el estafilococo aureus.

Los principales factores de riesgo, son: una mala o inadecuada higiene personal y el vivir en hacinamiento, lo que favorece mucho el contagio.

Otro factor importante es tener lesiones, rasguños, quemaduras, cortadas o picaduras de insecto por las que pueda penetrar la bacteria causante.

Por lo general, con el tratamiento adecuado y oportuno, la infección desaparece entre 7 y 10 días de su contagio.

Cuando el impétigo es causado por una bacteria estreptocócica, puede desarrollar una enfermedad renal.

IMPORTANTE: El contenido de esta nota es informativo y no suple el diagnóstico médico, por lo que no nos hacemos responsables sobre su uso.

 
 
 
Los adultos también pueden ser afectados por esta infección.
Los adultos también pueden ser afectados por esta infección.
Foto: Agencias
Fotogalería Videos