Miedo

 
 
 
por: Redacción
Fuente: esmas.com
 

Sentir miedo puede alertarnos en un momento de peligro, lo cual provoca una reacción en las glándulas suprarrenales

 
El miedo es una sensación que todos los seres humanos tenemos y que nos ayuda a ponernos en alerta ante cualquier situación de peligro, para que en un momento determinado el cuerpo reaccione y actúe para protegernos.

Aunque está generalmente oculto ya que de otra forma no podríamos realizar ninguna actividad, cuando aflora y se manifiesta afecta de forma importante la salud y en casos extremos, pero no pocos y que se pueden encubrir bajo el rubro de paro cardiaco o respiratorio, puede ocasionar la muerte.

De hecho, en la actualidad, todas las personas tienen algún miedo manifiesto que las mantiene en constante alerta: llegar tarde, comentar algo o dejar de hacerlo, comer y qué comer, solicitar trabajo, perder un empleo, presentar un examen, exponerse a algún evento natural, dejar de cumplir obligaciones, porque de repente se juntan varios asuntos que todos, tienen alguna prioridad y ahora y sobre todo ahora, la inseguridad en las calles, en el hogar, en nuestra ciudad.

Pero no solamente se tiene miedo a las situaciones, sino fundamentalmente a las personas, ya que son ellas, las que de forma intencional o no intencional, además de involucrar a la forma de ser de cada persona, conducen al evento que en realidad es el que ocasiona el miedo. Jefes, padres, hermanos, hijos, autoridades y personas desconocidas, son las que provocan las peores situaciones de miedo.

Cada glándula suprarrenal tiene el aspecto de un sombreros de tres picos y descansa sobre la parte superior de un riñón. Estas glándulas miden entre 2.5 y 5 cm. de largo y pesan unos cuantos gramos, cada una a pesar de que producen más de tres docenas de hormonas.

Las suprarrenales están constituidas por dos partes tan diferentes que en realidad se considera a cada una como su fuera un par de glándulas, una dentro de la otra. La corteza o parte externa es amarilla y recibe instrucciones principalmente de la hipófisis a través de la hormona adrenacocorticotrópica.

La médula o parte interna es de color café rojizo y responde directamente a las órdenes del sistema nervioso. Todas las hormonas que segrega la corteza se parecen mucho en su estructura química y reciben en conjunto el nombre de esteroides de los que hay tres tipos básicos, minealocorticoides, cuya tarea es controlar el equilibrio de sodio y potasio en el organismo; glococorticoides que entre otras cosas contribuyen a elevar el nivel de glucosa en la sangre, y hormonas sexuales, tanto andrógenos como estrógenos.

El más importante de los glococorticoides es el cortiso, también conocido como hidrocortisona y en caso de emergencia las suprarrenales pueden producir 20 veces la cantidad normal. Esta hormona prepara al organismo a enfrentar la tensión movilizando todas sus reservas energéticas. Extrae los aminoácidos almacenados en los músculos y en otros tejidos, ayuda a que lleguen al hígado y acelera su conversión en glucosa que tanto se necesita, además de liberar los ácidos grasos del tejidos adiposo.

La médula suprarrenal segrega sólo dos hormonas, adrenalina y noradrenalina, que son las responsables de algunas de las reacciones que se producen en casos de pánico y/o de furia.

Si bien, estas hormonas son vitales cuando una persona se encuentra en situaciones de emergencia porque preparan al organismo para combatir o huir de un peligro potencial echando mano de toda su energía, cuando el miedo es intenso y no hay un control en su producción, puede ocurrir un evento en la salud que puede repercutir en la falta de aire, la pésima digestión, un desmayo o hasta la muerte.

El sistema endocrino reacciona por muchas razones: deudas, cirugías, soledad, tráfico, ante un ladrón armado y la tensión física y mental exigen de nuestro organismo esfuerzos especiales a lo que responde de inmediato el sistema endocrino.

 
 
 
Ante una situación de peligro extremo, el corazón puede dejar de funcionar.
Ante una situación de peligro extremo, el corazón puede dejar de funcionar.
Foto: Agencias
Fotogalería Videos