Origen y causas

 
 
 
por: Redacción
Fuente: esmas.com
 

Las bebidas gaseosas forman y acumulan los gases en el intestino

 
Los gases se forman y acumulan por:
- Por la ingestión frecuente y exagerada de alimentos ricos en proteínas, grasas y fibra, así como de bebidas gaseosas.
- Cuando no hay una buena digestión, por comer de prisa, en exceso o por tener algún problema orgánico.
- Por padecer estreñimiento o tener “intestino perezoso”, ya que la materia fecal acumulada en el intestino genera muchos gases, por ello el no ir al baño y el tener muchos gases son molestias que con frecuencia se presentan de forma simultánea.
- Por padecer alguna enfermedad como úlcera gástrica o duodenal, dispepsia intestinal o por estar afectado el funcionamiento normal de los músculos del esófago de la entrada al estómago.
- Por padecer intolerancia a la lactosa.
- Por padecer enfermedad celíaca.
- Por tragar aire en exceso, lo que es conocido como aerofagia.

Otros factores que también ocasionan la acumulación de gases, son el nerviosismo, el miedo, la ansiedad y el estrés, debido a que estos factores obligan a tragar más aire de lo normal y aceleran los ritmos intestinales.

También existe un factor hereditario ya que durante la digestión normal, algunas personas producen más metano y otros gases que los demás.

 
 
 
Grandes cantidades de alimento forman gases en el intestino.
Grandes cantidades de alimento forman gases en el intestino.
Foto: esmas.com
Fotogalería Videos