Presión sanguínea

 
 
 
por: Redacción esmas
Fuente: esmas.com
 

El corazón tiene dos movimientos uno le permite dilatarse para recibir la sangre de las venas y otro contraerse fuertemente para expulsarla

 
Los movimientos que realizan no son parejos, si se tomara un globo con las dos manos y se apretara suavemente, primero arriba con un puño y después abajo con el otro se comprendería bien como funciona.

Sístole es el movimiento que contrae al corazón y Diástole es el que permite su relajación.

Los movimientos que realiza se llaman latidos y más o menos se producen entre 70 y 80 por minuto en una persona adulta en situación normal. Los de un niño recién nacido son mucho más rápidos, su corazón late aproximadamente 120 veces por minuto.

La presión sanguínea, es uno de los signos vitales y para corroborarla mide la fuerza de la sangre que pasa en contra de las paredes de la arterias. Esta cambia en forma constante durante el curso del ciclo cardíaco.

La presión más alta en el ciclo es conocida como presión sistólica y la más baja es la diastólica. Las dos lecturas son importantes para evaluar el estado de la presión de la sangre. Los rangos considerados normales son entre 120 y 60.

La presión varía durante el dia, durante la mañana está generalmente más baja y conforme pasa el día va aumentando. También es ligeramente más baja durante el verano que en el invierno.

La presión se puede alterar por varios motivos, entre los que están:
- La actividad física.
- La ansiedad, las emociones y el miedo.
- Después de realizar ejercicios físicos.
- El aumento o disminución de la temperatura normal del cuerpo.
· Por una emoción, impresión o susto muy fuerte.
· Por alguna enfermedad del corazón que aumente o disminuya la presión. La hipertensión es la presión elevada y enfermedades como la diabetes, artiosclerosis o enfermedades en los riñones, suelen reportar la presión más baja generalmente.

Al cambio del ritmo de los latidos del corazón se le llama taquicardia y si son muy frecuentes se debe consultar al médico.

 
 
 
La presión sanguínea es la fuerza que ejerce la sangre.
La presión sanguínea es la fuerza que ejerce la sangre.
Foto: esmas.com
Fotogalería Videos