Lesiones en cabeza, cuello y espalda

 
 
 
por: Redacción esmas/SSA
Fuente: esmas.com
 

Toda lesión en cabeza, cuello y/o espalda debe ser atendida por un médico, ya que si se mueve al lesionado pueden sufrir daños irreversibles e incapacitantes

 
Cuando una persona está lesionada de la cabeza, cuello y/o espalda se debe buscar ayuda médica inmediata y NO mover al lesionado a menos que sea absolutamente necesario y tomando las medidas necesarias para evitar cualquier complicación.

En caso de presentar hemorragia por la nariz, oído o boca NO intente contenerla, ya que seguramente es provocada por la lesión del cerebro y esto es muy delicado.

Entre las señales de alarma pueden estar dolor en cabeza, cuello y espalda, vómito, en casos graves dificultad para respirar, pérdida del conocimiento y en algunos casos convulsiones.

Si sospecha de lesión en la cabeza, cuello o espalda:
- Inmovilice la cabeza del lesionado dejándola en la posición en que la encontró, no trate de enderezarla. Haga un rollo con una toalla, suéter o saco y colóquelo alrededor de ella y a los lados del cuello y hombros.
- Si la lesión es en la espalda, coloque almohadas, trapos o toallas enrolladas a los lados del cuerpo. - Si el lesionado está de espaldas, deslice con mucho cuidado una almohada o toalla debajo del cuello, sin moverle la cabeza.
- Ajuste los rollos con que inmovilizó la cabeza, con algo pesado y abrigue cuidadosamente al lesionado.
- Háblele y tranquilícelo mientras llegan los servicios de urgencia.

 
 
 
Inmovilizar al lesionado es lo más importante mientras llega el médico.
Inmovilizar al lesionado es lo más importante mientras llega el médico.
Foto: esmas.com
Fotogalería Videos