Si dejas de fumar, tú ganas

 
 
 
por: Bertha Sola
Fuente: esmas.com
 

Dejar de fumar reduce el riesgo de padecer muchas enfermedades graves y sales ganas mucho en calidad de vida y gasto económico, piénsalo bien y abandona esta adicción ahora

 

Después de fumar durante mucho tiempo, al dejar la adicción al tabaco, por lo general trae los síntomas típicos de la abstinencia como son ansiedad, insomnio, cambios de humor, aumento de peso y otros, sin embargo, los beneficios que trae consigo el dejar de fumar son mayores que soportar momentáneamente cualquiera de los síntomas, además de un ahorro importante en la economía de la persona.

Está comprobado que entre los beneficios para la salud, que son a corto y mediano plazo, están los siguientes, y si no lo crees puedes checarlo tú mismo.

  • A los 20 minutos de no fumar, la presión arterial regresa a su nivel normal, lo mismo que la frecuencia cardiaca y la temperatura de pies y manos.
  • Después de 8 horas,  se establecen los niveles adecuados para el cuerpo de oxígeno puro, lo que permite que la respiración sea más profunda y los pulmones se oxigenen mejor.
  • Después de 72 horas sin fumar, los pulmones aumentan de volumen, lo que mejora la respiración y el sentido del gusto y del olfato.
  • A las 12 semanas de abandonar el hábito, mejora la circulación sanguínea y el funcionamiento de los pulmones, reduciéndose el riesgo de sufrir algún evento cardiovascular.
  • En un periodo aproximado de 9 meses se reduce notablemente la tos, la congestión y la sensación de falta de oxígeno.
  • A los 5 años sin fumar, la persona reduce en un 50% el riesgo de desarrollar cáncer de pulmón; mientras que después de 10 años, dicho riesgo es similar al de una persona que nunca fumó.
  • El riesgo de padecer cáncer de vejiga se reduce en un 50% en tan sólo unos años de haber dejado de fumar, así como el cáncer de boca y de esófago y después de 15 años de haber abandonado el hábito de fumar el riesgo de una enfermedad del corazón se reduce hasta llegar a ser igual al de una persona que nunca fumó.
  • Algunos beneficios adicionales son el dejar de oler a tabaco y de molestar a quienes no les gusta el humo del cigarro, lo que permite establecer mejores relaciones con las personas que lo rodean y la capacidad para realizar actividades físicas aumenta.
  • El ahorro en tratamientos molestos, dolorosos, costosos y en la mayoría de los casos inútiles por el daño irreversible es enorme, cuando se reduce el riesgo de desarrollar alguna enfermedad crónica.

Si todo esto no te convence, pero deseas dejar de fumar, acude a las clínicas del tabaquismo o con algún médico neumólogo para que te ayude a dejar este esclavizante vicio.

 

 
 
 
Dejar de fumar te da mejor calidad de vida a ti y a los demás.
Dejar de fumar te da mejor calidad de vida a ti y a los demás.
Foto: Agencias
Fotogalería Videos