APGAR, su primera prueba

 
 
 
por: Bertha Sola
Fuente: esmas.com
 

Durante el embarazo una de las principales preocupaciones de la madre es ¿Cómo vendrá mi bebé? ¿Estará sanito y completo? Estas respuestas se obtienen con su primer examen de salud llamado Apgar

 

Muchas de las dudad que surgen durante el embarazo ya se pueden comprobar desde antes del nacimiento por medio de ultrasonidos, pero otras solamente podrán conocerse en el momento del nacimiento, por eso una vez que nace, el bebé es sometido a una serie de exámenes para determinar su estado de salud y obtener su segunda calificación, porque la primera siempre la da la madre al aceptarlo con todo su amor y verlo como el bebé más hermoso del mundo.

La prueba de Apgar, debe su nombre a la pediatra Virgina Apgar, quien lo estableció y es aplicado a todos los bebés, en prácticamente todos los hospitales.

Ninguno de los exámenes a que se someten es doloroso ni molesto, se relacionan con sus signos vitales: respiración, presión, circulación, reflejos y los beneficios de saber cómo está son muchos, para darle la atención y cuidados que necesita y hasta para salvarle la vida, ya que sus primeros momentos fuera de la madre, al respirar y moverse libremente y al manifestar sensaciones para desconocidas como frío, calor y otras, son fundamentales.

Esta prueba se realiza inmediatamente después de nacer y se repite a los cinco minutos y en ella se toman en cuenta factores como: frecuencia cardiaca, respiratoria, tono muscular, respuesta a algunas excitaciones externas, color de la piel y tamiz neonatal entre otras.

Frecuencia cardiaca

Comprueba que el ritmo de sus latidos, sea de 100 o más por minuto y se le da una calificación de 2 puntos si es así, de un punto si son menos de 100 y de 0 puntos si no pasa de los 80 latidos por minuto. En caso de ser así, se le ayuda a restablecer su respiración.

Esfuerzo respiratorio, con esta prueba se evalúa la madurez de los pulmones. Si llora con energía significa que su respiración es regular, profunda y acompasada y se habrá ganado 2 puntos. Si llora con jadeos, con poca fuerza o presenta un llanto quejumbroso es que su respiración es irregular y se le dará solamente 1 punto. Si no existe actividad respiratoria, la calificación es de 0 y requiere reanimación inmediata.

Tono muscular Se evalúa mediante la coordinación entre la extensión y la flexión de sus extremidades y se le dan 2 puntos cuando presente la fuerza para lograrlo, si están débiles, se les da 1 punto y si están flácidas y sin movimiento, obtiene un 0.

Respuesta a las excitaciones frente a diversos estímulos que se les presentan. Si llora, estornuda, hace muecas o tose, se le dan 2 puntos. Si sus reacciones son escasas, con poca gesticulación o sollozos se le da 1 punto y si no emite sonidos ni se inmuta frente a los estímulos, no obtendrá ningún punto.

Color de piel, ya que independientemente que tenga el que hereda de sus padres, el tono indica el nivel de oxigenación de la sangre y/o si existe ictericia, la pigmentación de la piel es amarillenta. Así que si tiene un tinte “rosado” se le otorgan 2 puntos; si la coloración en uñas, manos y pies es azulada, se le da solamente 1 punto y si la cianosis se caracteriza por el color morado, su calificación es de 0.

Con la suma de todos los puntos se le otorga su primera calificación llamada Apgar y el resultado es el siguiente:

  • Si tiene entre 8 y 10 puntos, se considera que el bebé se encuentra en condiciones normales.
  • Si tiene entre 4 y 7 puntos, indica algún problema que requiera de atenciones especiales.
  • Pero si su calificación es de 3 puntos o menos, se debe actuar de inmediato para salvarle la vida y evitar complicaciones graves.
 
 
 
La prueba de Apgar, establece una calificación de salud para el bebé.
La prueba de Apgar, establece una calificación de salud para el bebé.
Foto: Agencias
Fotogalería Videos